SAN JUAN.- Los muertos en Bahamas por el huracán Dorian ascendieron este jueves a 23, tras el hallazgo de tres cuerpos en las islas de Gran Bahama y Abaco, informó el ministro de Salud, Duane Sands.
Tras entregar el nuevo balance oficial de víctimas, el ministro subrayó que «los números van a ser muchísimo mayores que 23. Significativamente mayores.
Además, explicó que el número aún es de 23 porque «solo unas pocas personas especializadas pueden declarar la muerte de los cuerpos encontrados y hasta que no son confirmadas no se pueden incluir en el recuento oficial».
«Se que puede parecer ridículo a muchos pero si se hace de otra manera podría tener consecuencias legales y con los seguros», precisó Sands.
Sands, quien no detalló donde fueron hallados los tres cuerpos, explicó que se va a enviar a personal especializado a ambas islas para embalsamar in situ a los fallecidos, así como cámaras refrigeradas móviles para guardarlos que, reconoció, «están empezando a escasear».
También detalló que la prioridad es rescatar y dar asistencia urgente a las personas mayores y a los enfermos, quienes están siendo trasladados a las islas no que resultaron afectadas por el huracán, que golpeó ese territorio con categoría 5, la máxima en la escala.
Por otro lado, Sands aseveró que «nunca había vivido una cosa igual» y que «tampoco lo quiero ver más en le futuro».
La ayuda para los supervivientes del huracán, que prácticamente ha pulverizado Gran Bahama y Abaco, está llegando no solo de varios Gobiernos como el estadounidense, británico o canadiense, así como de países vecinos, sino también del sector turístico.